Muchas empresas en los años de económicamente difíciles pararon los regalos a sus clientes por Navidad. Esto puso a pensar a los gerentes la real necesidad de esta acción en la rentabilidad de la empresa. Sin embargo hay premisas que subsisten con el tiempo y empujan nuevamente a fidelizar a los clientes.

  1.  Se pierde a un cliente por negligencia, mala atención o el hecho de que no sienten que sean importantes para usted.
  2.  Es mucho más fácil, y menos costoso, mantener contento a un cliente existente que recuperarlo una vez que los haya perdido

Con esto es importante tomar en cuenta aspectos como un tipo de regalo para cada tipo de cliente hasta llegar al VIP con un regalo, regalos creativos, packs de regalo con un motivo de campaña y todas las ideas creativas en las que te podemos respaldar.